Bodegas del Aljarafe

La tradición vinatera de la zona del Aljarafe procede de la época romana. En pleno corazón del Aljarafe se encuentran las Bodegas Góngora, en la localidad de Villanueva del Ariscal.

Desde 1682, cuando José de Góngora y Arando adquirió la hacienda conocida como “Pata de Hierro” para convertirla en bodega, siete generaciones de la familia han dedicado todos sus esfuerzos a la elaboración de diferentes tipos de  vino (finos, amontillados, olorosos y dulces)

Es imprescindible hacer mención al lagar del siglo XVI y su prensa denominada Prensa de Husillo y Quintal, de 17 metros de longitud. Esta Viga data del año 1574, y está declarada Bien de Interés Cultural por la Junta de Andalucía con categoría de Monumento.